03:17 h. Domingo, 21 de Abril de 2019

El Emevé no consiguió mantener la categoría a pesar de contar con un equipo competitivo

El equipo no funcionó, entre otras razones, por falta de comunicación entre los jugadores

Stadio Sport  |  11 de Abril de 2015 (12:12 h.)
Más acciones:

Para el club de voleibol Emevé esta ha sido una temporada muy difícil en que las cosas se les han torcido desde el principio. El conjunto masculino de superliga 1, presentó el equipo más competitivo de todos los tiempos del Emevé, contaron con la aportación de Marlon Palharini, que venía a cubrir con creces el hueco que había en recepción, pero el equipo no funcionó, y el club aún no sabe por qué.

Quizá una de las razones fue la falta comunicación entre los jugadores durante los partidos, que llevaba a cosas tan extrañas como no ganar encuentros, pero sí tener a uno de los máximos anotadores de la liga. No se ganaban partidos sabiendo que, a priori, el conjunto del Emevé era superior. Esta situación y problemas personales provocaron el abandono de Diego Taboada como primer entrenador, que fue cubierto por Alberto Rodríguez, Tendy.

En el mes de diciembre, los acuciantes problemas económicos y la falta de resultados al final de la primera vuelta, obligan al club a prescindir de Díaz-Romeral, Zayas causa baja voluntaria y Marlon Palharini se va a Suiza con un contrato muy ventajoso económicamente para él. El club intenta reforzar de nuevo el equipo, pero el mercado de invierno no ofrece nada que el Emevé se pueda permitir, salvo la incorporación de José Ángel Parada, como segundo colocador.

Tras las vacaciones navideñas la vuelta se presenta muy dura para el equipo de Lugo que, sin embargo, no pierde el ánimo y sigue peleando pero, no consigue salvar la categoría. Las bajas ya conocidas de tres de los titulares y puntales del equipo, al terminar la primera vuelta, mermaron la capacidad y la competitividad del equipo. Esto unido a otras ausencias, bien definitivas, bien por lesiones, impidió al Emevé sumar los puntos necesarios para lograr la permanencia. El equipo tenía que haberse mantenido ganando varios partidos en la primera parte de la liga.

Positivo

En clave positiva, el club resume la temporada como una experiencia más y otro aprendizaje para la vida. Además, los jugadores menos habituales en la rotación y los más jóvenes han tenido la oportunidad de jugar partidos importantes y continuar así su progresión, adquiriendo conceptos técnicos y tácticos muy valiosos para disputar los campeonatos gallegos cadete y juvenil que se avecinan.

El entrenador, Tendy, señala que esta temporada es una situación de la que hay que aprender y sacar lo positivo para continuar adelante.