20:01 h. Viernes, 24 de Noviembre de 2017

Stadio Sport

Inicio de segunda vuelta, mismos errores de siempre…

¿Por qué no pudo ser? Entre semana escuchamos a jugadores decir que ahora era nuestro momento, que no éramos la peor plantilla de Primera, que era la plantilla que mejor se había reforzado… Pero como siempre eso no vale de nada

Manuel L. Mariño @xalomonte  |  25 de Enero de 2015 (22:51 h.)
Más acciones:

 

Empezaba hoy la segunda vuelta, y se iniciaba en una jornada crucial para los intereses del Deportivo de La Coruña. La mayoría de los rivales habían perdido en la jornada y nuestro equipo jugaba contra el farolillo rojo de la categoría, que llegaba con bajas y con cambio de entrenador al estadio de Riazor. Pero no pudo ser…

Y ahora es el momento de pensar, ¿Por qué no pudo ser? Entre semana escuchamos a jugadores decir que ahora era nuestro momento, que no éramos la peor plantilla de Primera, que era la plantilla que mejor se había reforzado… Pero como siempre eso no vale de nada.

 

 

Inició el partido con el Depor como de costumbre esperando a ver cuál era la situación del encuentro y esperando a ver cómo salía el equipo contrario, hasta que Piti en gran jugada personal marcó un gol de bandera para adelantar al Granada en el partido. A partir de ese momento, el Depor desplegó su mejor versión atacando la portería granadina con diferentes acometidas, con Lucas Pérez y Cavaleiro como abanderados. Una triangulación entre Bergantiños, Juan Domínguez y Oriol Riera llevó el empate al marcador tras un rechace que culminó José Rodríguez. Y tres minutos después en el mejor momento del Depor, se puso por delante el equipo herculino en un robo a El Arabi realizado por Sidnei,  (si, para llevar peligro nuestro equipo, necesita que quien robe el balón sea el central) y cedió a la banda para que tras centro de José Rodríguez y control por su parte, fuera Lucas quien llevar la alegría a la afición deportivista culminado la remontada.

 

 

Se inició la segunda parte con el Granada y el Depor esperando a que transcurrieran los acontecimientos, ninguno de los dos sabía realmente que quería hacer con la pelota y esperaban a que alguna jugada a balón parado o alguna genialidad de sus jugadores decidiera el partido.

Se puede decir que el control del partido la tuvo el equipo deportivista, que sin embargo no supo cerrar el resultado. Entraron Fariña y Laure por José Rodríguez y Lucas Pérez, y llegado el minuto 82 se desataron las carencias de este equipo que nos llevan a estar abajo en la clasificación. Falta muy dudosa, que cuelga el Granada y en la que dos atacantes nazaríes llegan a rematar el balón que le llega despedido a Róber Ibáñez, que remacha en boca de gol. No se puede en el minuto 82 dejar que dos jugadores del equipo contrario cabeceen un balón y que un tercero remache en boca de gol. Así es difícil seguir en Primera cuando esa jugada te la realiza el farolillo rojo de la clasificación. De ahí al final pudimos observar un fútil intento del Depor junto con un Granada que contó con una gran ocasión para llevarse el partido.

 

 

Habitualmente realizamos una consideración sobre la tónica general de nuestro equipo, pero en el día de hoy no puede ser así debido a que no tenemos muy claro hacia a donde vamos. Eso sí, Wilk y Salomão fuera de la convocatoria e Insua de suplente, como si nos sobraran efectivos.

 

FORZA DEPOR